Sunday, 18 June 2017

Los Blogs de Michael Whelan de Londres a Sídney





Durante el seminario en Londres en mayo, Michael Whelan escribió un blog para sus amigos y colaboradores en Sídney. Estos son algunos extractos:

 

Un Imperativo Global

 

En octubre de 2007, en una reunión del Consejo Provincial en Hunter's Hill con la presencia del entonces Superior General Jan Hulshof, se presentó una carta. La carta era del cardenal George Pell, vetando mi nombramiento como párroco en St Patrick's. Jan dijo entonces que las iglesias del centro de la ciudad como San Patricio, estaban siendo confiadas en todo el mundo a grupos como el Opus Dei y que deberíamos hacer de St Patrick una misión internacional en la Sociedad de María.

Encontrarse con las personas

 

En Londres  me vino a la mente el llamado del Papa Francisco a la "cercanía", a la "cultura del encuentro" – como lo dice en Evangelii Gaudium -... Exploremos esta manera de estar presentes en San Patricio. Un tema que para mí fue prominente es que los maristas ofrecen una presencia en la ciudad que permite a las personas sentirse como en casa, con un sentimiento de pertenencia, en la que se sienten aceptadas y seguras. Esto se convierte para ellos en "experiencia de Dios". Y también en una experiencia de la Iglesia. Ambos positivos.

 

Usar espacios

 
 


Me gustaría repensar el uso del espacio que tenemos debajo de la cafetería. Que es un lugar buenísimo. Y no creo que este bien utilizado en este momento. Vale la pena considerar un lugar donde los adultos jóvenes pueden reunirse y un centro de recursos... También creo que necesito estar más y más con la gente. A veces pienso que detenerme a escuchar personas es perder el tiempo y ¡debo superar esto! Me gustaría estar disponible – quizá en la cripta - para orar con las personas por sus intenciones especiales.

 

Lectura de los signos de los tiempos: abuso sexual en la Iglesia



Un tema surgió para mí al discutir las posibilidades que tenemos como maristas: ¿Todo lo que está sucediendo sobre el abuso sexual tiene podría tener algo positivo para nosotros? Podríamos proponer espacios considerando misericordia, creatividad, inclusividad, hospitalidad, etc., cosas positivas -, pero ¿no debemos reconocer también las cosas más desafiantes, las cosas que podrían a simple vista, ser descartadas como obstáculos? ¿Puede haber un vínculo entre nuestra forma de relacionarnos y las personas que han sufrido abuso sexual en nuestro medio a la luz de nuestro llamado a ser misericordiosos?

No comments:

Post a Comment